CEROS

Revisando entradas a ajenas, en esta ocasión las del blog de La linterna Mágica, me encontré con una joya de vídeo: Zero

La historia de estos ovillos diferentes, discriminados, torturados que acaban siendo generadores me llega por muchos motivos. Por la temática. Por mi especial sensibilización ante la intolerancia, ante la diferencia,  ante la falta de respeto a las singularidades personales que otros ven como problemas motivo de discriminación y tortura. ¡Me exaspera!. Da igual si son reales o metafóricas. ¿Por qué es tan difícil creer que “nadie es mejor que nadie”?.

Pero también por la presentación usando esa estética oscura, un poco siniestra en la forma (¡son tan momias!) pero tan esperanzadora en el contenido. Por su gran complejidad en su sencillez aparente, que deja con la boca abierta, más aún si nos tomamos la molestia de ver cómo está hecho. Lo mucho que ha currado esta pareja de Zealous Creative. Además, porque me encanta la ilustración y la animación sea en el soporte que sea. De hecho, hoy mismo, acabo de salir del cine de ver Frankenweenie. Encantada. Y por su música y…

Pero si soy sincera la idea de recuperarla hoy, en realidad, no tiene nada que ver con  la calidad artística del corto. Tiene más que ver con que he necesitado recurrir a ella como forma de seguir en ese mundo de magia y esperanza. No podía salir del cine, montada en la nube de Tim, recordando lo mucho que yo desearía también recuperar a mis seres desaparecidos y meterme de lleno en los truculentos resultados electorales de Cataluña, ni en la acallada e interesada guerra en Gaza, ni mucho menos me podía permitir presenciar  las imágenes y recuerdos de las mujeres y familias destrozadas por las batallas machistas, por las locuras conyugales. No. No podía. Me ha venido bien recordar que tenía este refugio guardado en la manga. Que me quedé con ganas de escribir sobre este corto antes incluso de verlo. Sólo con leer el título ya me dieron ganas.

¿Con el título?. ¿Por qué? Muy fácil. Soy una sentimental y CEROS (con Ce, no con Zeta pero era inevitable el eco) ha sido un nombre muy importante para mí. Aún lo es. No por la cifra, no porque haya tenido muchos ceros en mi cuenta corriente  ni en mis notas escolares. No porque haya puesto muchos. No. Es una cuestión lingüístico-emocional. Por algo más íntimo y pueril:

Es nuestro acrónimo, nuestro juego/nombre en común y, durante muchos años, también mi nick en la dirección de correo con la que inicie mi andadura virtual. Ceros@ozu.es

Mucho tiempo con él. Entrando y saliendo de esos dominios tan “jaleosos”: ¡Ozú!.

Y ahora llegó la despedida. Como todas, con pena. No queriendo sino porque el día seis de noviembre, al abrir el correo, me encontré con esta sorpresa: OZÚ CIERRA.

No viví la etapa gloriosa del chat de Ozú (ni de ningún otro portal) no conocí su época de esplendor. Mi llegada a la comunicación virtual es reciente. Pertenece al blog. Nunca fui de foros, de sitios de conversación virtual. Ni en su formato privado o abierto, ni de descargas musicales, etc. Simplemente, cuando sentí que necesitaba tener un correo por “si acaso”, por  ser ya del siglo XX (cuando estaba ya agonizando) pedí consejo y una compañera de trabajo me recomendó Ozú.  Aún así, a pesar de lo casual de nuestro encuentro, sé que voy a echarlo de menos. De hecho, a pesar de pertenecer a un grupo empresarial tan poco afín a mí (Vocento), a pesar de sus muchas carencias como plataforma, por su desfase frente a otros, yo seguía siéndole fiel. Me gustaba más incluso que hotmail, yahoo o gmail que he usado después. No me permitía  recibir sus mensajes en el móvil nuevo, no me guardaba lo borrado en papelera alguna,… pero su territorio me era cotidiano, familiar. Y allí era Ceros. No esta Liacice de ahora. Sólo Ceros. ¡Qué absurdo tenerle cariño a un sitio virtual!. ¡Qué idiotez suprema la del aferrarse tanto a los nombres!. Soy consciente de ello. Pero no lo puedo evitar. El 1 de diciembre se cerrará esa pequeñez que constituye una gran parte de mi vida comunicativa. La etapa Ozú/ Ceros desaparecerá.

Para endulzar el tema, busco alguna receta también pueril, también nostálgica: ¡Los DONUTS, como no!.  Perfectos esos ceros empalagosos, energéticos y prohibidos. Esos ceros de cotidiano desayuno en la barra del bar, de mal almuerzo escolar. Los dejé de comer hace muchísimo (no sólo por su gran cantidad de azúcar y grasas sino porque…¡me repiten!. No me repite nada. Ni el ajo. No sé si le pasará a alguien más pero, a mí, se me enganchan).  A Homer, desde luego, no. “¡Rosquillas, rosquillas!”.

Como nunca he cocinado repostería tan complicada (y sería “darme el pisto” si lo dijera) enlazo una ajena:

DONUTS CASEROS IDÉNTICOS A LOS ORIGINALES, de COCINANDO CON GOIZALDE. Está el proceso muy bien explicado. Parece factible hacerlos. Igual hasta me animo para sorprender a la familia en Navidad. Veremos. De momento, me consuelo del cierre de Ozú contemplando los Zeros infinitos en el Youtube, los dulces ceros donuteados de la receta y las miles de nuestras fotografías acumuladas.

Y bailando:

About these ads
Esta entrada fue publicada en SORPRESAS EN MI SOPA y etiquetada , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

12 respuestas a CEROS

  1. Pau dijo:


    Oohh… Frankeenwenie!! La he visto en uno de esos días en los que se proclamaba la fiesta del cine en nuestro país, hace algo más de un mes. Es fascinante ese chucho.

    En cuanto a los donuts, en fin… creo que sentimos el mismo amor por ellos ;)

    Gracias por el guiño :).

    Un abrazo.

    • Liacice dijo:

      No me pierdo una de Tim Burton. Todas procuro verlas en el cine. Es uno de los directores que me llenan. Unas me emocionen más que otras. Ésta no sé hasta qué punto. Aún no. Necesito dejarla reposar algunos días primero, sentir su efecto. Tampoco quise ir los priemros días. Demasiada influencia por el exceso de información en la red, en prensa, blogs, radio, amistades,… ¡Cómo la vida va tan rápido, ahora ya nadie habla de ella!. Pude ir sin interferencias. En el cine, no paré de preguntarme cómo los niños presentes no se sentían intimidados. Porque yo lo estuve. Gran parte de la película me tuvo con los órganos encogidos. Y, a la salida…¿donuts?.- No pero también algo redondo, otros CEROS ALIMENTICIOS un poco más saludables: aros de calamar. Es típico. Acudir al mítico “Calamar Bravo” tras una sesión de cine. Mi vida está llena de cosas redondas, de Ceros perfectos.
      Muchas gracias a ti, Pau. ¡Feliz semana!

  2. Vaya, suprimieron el corto de Zero del enlace… pero encontré este en Youtube; http://www.youtube.com/watch?v=5oLMPf_Kh-w
    Los donuts riquísimos….
    Buena semana.

  3. dotdos dijo:

    El vídeo es genial.
    El cero costó tanto llegar hasta él.
    Ozú, ya ni me acordaba…
    Y sobre los donuts permíteme compartir una receta que yo hago y salen buenísimos ;-) Si la haces dime cosas.. http://dotdos.net/2012/03/26/donuts-caseros-de-chocolate/
    Un abrazo!

  4. delantalomandil dijo:

    Cecilia, tienes que hacer esos donuts fijo!!! Con sus tiempos de levado, su glasa y su fritura, porque aunque no sean como los originales, donde esté algo casero que se quite lo industrial.
    Te he dejado un comentario en el blog sobre los bizcochos. Ya me contarás si los haces.
    Besos guapa!!!!!

  5. Albertobé dijo:

    Hola Ce, muy buenas noches. He logrado que la maquinaria del ánimo comience a marchar… ahora toca mantenerla funcionando y, cuando sea posible, aumentar las revoluciones y así adquirir la velocidad necesaria para transitar estos lugares con la asiduidad que merecen (ojo, digo asiduidad y np cariño, porque ese nunca faltó). Preciosa entrada. Te felicito. Tengo guardado el enlace que ha puesto Alberto antes, para ver el corto con toda la tranquilidad del mundo. Sobre los donuts, gracias por la receta: yo ya los hacía y, aunque no terminan de salir del todo bien, quizá con esta receta la cosa mejore ;)

    Donuts con café…. me apetece, sí.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s